miércoles, 23 de abril de 2008

Mi versión


my version, première mise en ligne par ~mccall~.


Releo constantemente mi vida, repaso cada palabra, cada hecho, cada combinación realizada y que ha hecho de mi, una versión original, única, irrepetible y de propia autoría.


Algunas veces me sentí equivocada y hasta un poco desubicada, sentía que iba "componiendo mi vida" y siempre un tono desafinado solía surgir. Pero todo es parte de lo que soy. Desde las melodías suaves hasta las estridentes... desde mis silencios intencionados, hasta mis sonidos únicos e irrepetibles.

Una melodia original, que puede no gustarle a mucha gente. Pero que hecha desde el corazón, es mi tesoro más preciado.


Alguna vez dije que mis notas se unian con otras notas y formaban una gran melodía, la vida. Hoy digo que mi melodía toca en consonancia con otras y formamos un gran concierto.


Sigo componiendo, sigo escribiendo aunque a veces no esté tan inspirada. Tanta práctica ha hecho que algunas composiciones me cuesten menos y que con mayor facilidad me siente a escribir sobre lo que ocurre en mi corazón. Eso se llama tener experiencia, qué increible.


Melodías de mi alma, melodías de mi corazón van surgiendo espontaneas, sin límites, casi como un clamor, desde la profundidad de mi ser. Suenan fuerte y a muchos les ha causado estupor.

6 comentarios:

Catalina Zentner dijo...

Me gusta tu versión, la definitiva. Suena afinada y sin acordes que distraen de la melodía.
Un abrazo,
Catalina

Anónimo dijo...

Hay una frase que muchos se la atribuyen a Beethoben: …”noventa y nueve por ciento de transpiración y uno por ciento de inspiración."
Claudia no tenés nada que envidiarle a nadie, ni siquiera al gran beethoven.

Carlos H Danielli

raizen dijo...

Cada ser que habita este planeta es único e irrepetible Claudia.
Tu versión y tu melodía la escribes tú misma, a tu gusto.

Saludos y un abrazo

mi despertar dijo...

Me ha gustado tu escrito salido del alma de una poeta

El Rufián Melancólico dijo...

Quien será que vive lejos si el ecuador es compartido por mis zapatos y mis nubes
el centro y el sol y la luna los mismos para ambos. Quien sera que vive lejos si esos escritos tuyos llevan alma que puede uno robarse para respirar de nuevo. Distancias que acortan vidas pero no dominan esperanzas. Distancias que, aún crecientes, sólo son riego de savia. Distancias que marchitan poco a poco rosas blancas, distancias que emblanquecen y enorgullecen mis vainas. Distancias. sólo distancias que cada día nos acercan mas.

Princesa encantada dijo...

hola que bello post