viernes, 15 de febrero de 2008

En busca de la creatividad.


Los dibujos de los niños, première mise en ligne par Fundación Intervida.

Soy una persona muy razonable. Eso dicen mis actos y me lo dicen los demás. Suelo pensar muchas veces lo que debo hacer y debo decir. Tengo una pizca de inseguridad que me obliga a llegar temprano a todos lados, a saber con anticipación qué es lo que debo hacer y a tener claro punto por punto que es lo que debo hablar y considerar o cuando vuelvo de una charla importante, de regreso voy repitiendo palabra a palabra lo que dijo, lo que dije... como desmenuzando el discurso. (Cosas de loca, no?)


Alguna vez me pregunté si podría llegar a actuar intempestivamente, improvisadamente; creo que la respuesta caía de madura, NO. No soy capaz de andar por la vida sin saber qué es lo que estoy haciendo o mínimamente sabiendo que es lo que me espera el día de mañana.


Soy cero improvisación en mis actos, si no lo planifico, no lo hago; si no lo pienso con detenimiento, no corro el riesgo a aventurarme en situaciones desconocidas.


Esto también significa que todo lo que hago tiene que tener la seguridad mínima de que va a resultar bien o que si no resulta como pensamos, tener un Plan B bajo la manga y la seguridad de que no afectará a nadie. No me permito el insulto, ni la palabra desubicada, eso jamás y menos si está dedicada a alguna persona, ni siquiera siendo yo la damnificada.


Este afán por planificar, viene de la mano con mi profesión, que me calza a medida. Como docente lo que menos trabajo me cuesta es planificar una clase, o planificar mi año escolar. Tengo visión de futuro y a largo plazo. Una cuota de paciencia, saber esperar y no desanimarse a lo largo del camino, ayudan a que todo se concrete en cierta medida.


Admiro la capacidad interminable de ciertas personas para crear, para dejar libre su mente y hacer poesía. Admiro a la gente que actúa espontáneamente, sin miramientos sociales, sin prejuicios y sin miedos. Admiro a las personas que dicen palabras de amor sin pensarlas, que demuestran cariño en todo momento y en cualquier lugar, sin protocolos y sin convencionalismos. Admiro a quienes tiene la capacidad de andar por la vida "libres como mariposas" disfrutando del día como viene, sin pensar en pasado, futuro o nada que se le parezca.


Los admiro, así... sin más.


Los únicos espacios donde me permito ser realmente quién soy es en la escritura. Esto que escribo, lo escribo de corrido, sin detenerme dejando que mi mente fluya y que mis dedos se muevan rápidamente sobre el teclado. La música libera mi mente y hace que imagine las situaciones más impensadas. La lectura de libros me hace imaginar paisajes, personajes, situaciones. Veo imágenes, que me permiten crear situaciones, inventar historias o describirlas. Se que carezco de esa personalidad creativa, se que soy perseverante en su búsqueda y que sigo buscando todos los métodos posibles para hacerla aflorar.


Con el tiempo he descubierto que mi mundo de la escritura ha tenido mucho de esfuerzo, dedicación y prestancia. Que no debo dejar de escribir ni un día porque inmediatamente mi inspiración se bloquea y si pasa demasiado tiempo, no sabré como sacarla a flote.


Se que en algunos aspectos de mi vida, debo practicar esta improvisación que sale a las mil maravillas en la cocina o en la decoración de mi cuarto (que es lo único "patas arriba", desordenado que tengo en mi vida) o cuando alguien pide una mano, que sin pensarlo digo que si, porque se que me va a resultar sano ayudar. Pero voy de a poco, como el vaso del post anterior. Despacio, para no atolondrarme, para no saturarme, para no provocar un grave conflicto vital, para no lastimarme.


Así llevo 34 años de mi vida. Bah, diría que mucho menos porque antes ni me cuestionaba mi forma de ser y recién hace un par de años estoy tratando de cambiar ciertas cosas que no me hacen bien y no me enseñan nada. Las situaciones de la vida están ayudando a que me suelte, a que no tenga miedo de llorar si quiero, a decir alguna frase que cae como un baldazo de agua fría, pero que fue necesario decir, aunque la más mortificada sea mi persona y no la que las recibió.


Que no diga que te quiero, no significa que no lo sienta.


Que no te abrace con cariño, no significa que no quiera estar cerca tuyo.


Que tenga un discurso serio, no significa que no pueda hacer chistes o reir. Denme tiempo.


Que permanezca callada, no significa que no tenga palabras divertidas o mi compañía sea un "bodrio". Simplemente escucho, me gusta hacerlo. Y si hablo, no te presto atención. También he utilizado el silencio como una herramienta de protesta y les puedo asegurar que con algunas personas ha surtido efecto. A veces molesta que te quedes callada cuando el otro quiere pelear o discutir.


Soy una persona incompleta, que está buscando en la vida todo aquello que siente que le falta. Soy un lindo combo, con sorpresas. Soy lo que soy, difícil de entender, difícil de congeniar, difícil de acompañar.


Y me sigo reconociendo, me sigo investigando, sigo hurgando dentro mío la mujer que HOY soy. Estoy aprendiendo a quererme y se que ese es un buen paso...


Pd: Esto lo escribí pensando en el trabajo que HOY hizo Emma en su blog. Admiro la capacidad que tiene este chico de generar cada día algo diferente. Es medio actor, medio cantante (??¿¿), medio payaso, pero muy creativo! y como él dice: es cursi. Y eso me encantó, porque todos tenemos un poco de cursilería en la vida. Veo su creatividad continuamente, yo la busco continuamente. El la tiene casi siempre, yo la pierdo casi siempre. jajaja. Emma... envidia sana, che!. Hoy me di el gusto de llorar con su último post, por eso surgió este tema, por eso en mi cabeza siguen rondando las ideas sobre la creatividad innata y la adquirida.

3 comentarios:

ALMA (Luna y Ema los amo) dijo...

Quizás uno admire lo q no es, cuando debería admirar lo que se tiene...¿¿¿será q nunca se está del todo conforme???

Pienso que ser demasiado aventurero, sin planes ni proyectos también tiene su costo.

Mientras no lastimemos a nadie, hay que vivir como a uno le guste...lo q digan los demás no importa, total la gente siempre habla.....

Lo que admiro de Clau :
*su claridad al expresarse
*su capacidad para escuchar
*su habilidad para manejar la pc(jajaj)
*su paciencia para explicar
*su calidez
No era la consigna, pero bueh, jeje..clau :gracias por tu msj, tmbn te quiero mucho y te deseo lo mejor...
pd: es q ninguna dio el primer paso para confirmar el encuentro, jejej, si!otra vez será....
Besotes!
pd2:estoy verde !

Miguel Schweiz dijo...

Claudta, dices que eres una persona incompleta y quién no lo es. Todos somos incompletos. Y no creo que seas difícil de entender ni de congeniar; por ahi dicen "eres lo que escribes", quizás un poquito drástico, si así fuera, inspiras comunicación, ternura y... fácil de acompañar :)

Besitos como siempre

Princesa encantada dijo...

hola como siempre escribes hermoso


saludos