sábado, 23 de febrero de 2008

Durmiendo con el enemigo...

No sabía de tu existencia. Te vi surgir en las personas que más quise, pero jamás sospeché que también eras parte de mi vida.


Siempre estuviste ahí, desde el momento en que me concibieron mujer, en mi nacimiento, en mi infancia, en mi adolescencia y Hoy sigues conmigo y me acompañarás hasta mi muerte.


Nunca te tomé en serio, nunca te di importancia, porque nunca fui consciente de lo que podías ocasionar, hasta que te vi actuar, mostrarte en todo tu esplendor.


Se que habitas en mi, la naturaleza no se equivoca, pero intento no dejarte que te apoderes de mi vida, aunque se que no es cuestión de voluntad, porque avanzas sin piedad y sin siquiera pedirnos permiso. Un okupa de mi vida, eso eres; indeseable, asi te califico. Tanto tiempo juntas, y te sigo tratando como a una extraña. No me interesó conocerte y hoy no pienso darte mis señas de confianza.


Quiero saber qué harás conmigo... pero vale la pena? Vale la pena saber tus pasos de aqui en más, cuando se que no te puedo detener, cuando se que por más que me aseguren tu existencia en mi vida, puede que nunca me hagas daño?


Vale la pena saber que estás actuando, cuando se que me vas a encarcelar, porque no podré doblegar tu voluntad, porque mi manìa de pensar más de la cuenta, hará que estés más viva que nunca y me harás más triste todavía?


Si no tienes solución... para qué necesito saber que estás? Solo para lamentarme? No, eso no es vida y no vale la pena sufrir y no vivir por el solo hecho de creer que en algún momento llegarás a posesionarte de mi vida...


Prefiero esperar tranquila, viviendo la vida lo mejor que puedo y sin limitaciones. Hay decisiones ya tomadas y que no tienen vuelta atrás. No me voy a dejar vencer por tu azarosa reacción, no quiero verme atada a tus designios de sangre... y aunque vinieras y te quedaras, no dejaría de vivir; y si tuviera la oportunidad de tener a mi familia, no podría negarme, por más que supiera que hay oportunidad de tenerte cerca, porque no puedo negar la vida de alguien que tal vez jamás te conozca y que puede vivir como si nada hubiera ocurrido... yo me encargaría de que vivieran plenamente, sabiendo de ti, pero no dependiendo de ti...


¿Para qué saber qué estás, si ni siquiera hay formas de hacer que te vayas o puede que nunca me afectes?


No eres la mejor excusa para que deje de vivir, todo lo contrario, contigo cerca se que lo mejor que puedo hacer es mirar de frente a la vida y no dejarme vencer. Nunca me encontrarás de rodillas... nunca de cara al suelo... tendrás que "gastarte" para lograr tocarme....

5 comentarios:

Karu dijo...

Me gustó mucho Clau!..
Y que bien que haces, no dejes nunca que ella se apropie de tu vida..
Tu eres luz e iluminas siempre donde llegas..

Bsito Clau!
tqm!!

Emmanuel Perèt dijo...

Para enfrentarse con un papel en blanco, hay que tener suficiente coraje porque estamos a punto de expresar nuestro pensamiento para que otros lo miren, y tengan acceso a aquellos que hasta ese momento era parte de nuestro organismo. Al escribir ficción, hay que ser valiente, porque nos convertimos en creadores de mundos. Pero lo que acabas de hacer Clau es algo mas que un acto de valentia y coraje (y como pocas veces en mi vida hoy estoy hablando de verdad)
Estoy orgulloso de vos!

Gigita dijo...

muy bueno clau, yo deberia tener un poco de esa fuerte desicion, (pero no me tengo confianza) jaja.
ma gustó mucho este relato, siempre hay que luchar lo más que se pueda, y si alguna vez nos vemos vencidos....tratar de buscarle la forma para que no sea tan malo.

Princesa encantada dijo...

clau, tu como siempre dia a dia hacen post muy hermosos, tus palabras me llenan de alegria mi vida


saludos

ALMA (Luna y Ema los amo) dijo...

Imagino a dos personas caminando por un sendero, sin nada a su alrededor.Es su obligación seguir avanzando.El cielo está nublado .Quizás la lluvia sea muy fria.Una lleva paraguas y la otra no.Se justificaría q la q no lo lleva detenga su camino o se angustie por temor a una posible lluvia?Claro qué no !Debe seguir su camino, ese que la conducirá hasta sus sueños.
La q lo lleva tampoco puede tener la seguridad de nada, un viento fuerte podría arrebatárselo.Nadie sabe con certeza lo q puede ocurrir, por eso el propósito siempre es seguir avanzando con ánimo y esperanzas..Muack!